Educación Nacional

La SEP dio al SNTE 1,250 mdp para divulgar virtudes de Reforma Educativa

De 2013 a 2018, bajo la dirigencia de Juan Díaz de la Torre, el Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE) recibió de la Secretaría de Educación Pública (SEP), mil 250 millones de pesos para “potenciar” y comunicar los logros de la Reforma Educativa, promulgada en febrero de 2013 por el Presidente Enrique Peña Nieto.

De ese dinero, dado por el Gobierno federal mediante convenios anuales, le fueron pagados a la empresa Televisa 196 millones 675 mil 441 pesos con 45 centavos. Para ello, se firmaron 17 contratos de los que el mayor fue por 30 millones 850 mil 965 pesos con 60 centavos, en agosto de 2016.

Este monto, la SEP –tanto bajo la titularidad de Emilio Chuayffet Chemor, Aurelio Nuño Mayer y Otto Granados Roldán– lo dio para que el SNTE sustentara dos programas, el Nacional de Apoyo del Nuevo Modelo Educativo y las Acciones de Difusión sobre los Beneficios y Compromisos de la Reforma Educativa.

Lo anterior de acuerdo con los contratos mencionados en el Portal de Transparencia del sindicato de maestros. El SNTE es el único gremio que se atuvo a la Ley General de Transparencia, Acceso a la Información y Protección de Datos Personales que desde 2015 ordenó a los sindicatos presentar sus gastos en un sitio web. Si bien el sindicato de maestros montó su plataforma de datos abiertos, aún no especifica las razones del uso del dinero público y por qué lo hizo más con ciertas empresas.

Uno de los anuncios que transmitió Televisa se llamó “El SNTE y la Reforma Educativa”. En la pantalla, aparecían uno por uno los puntos esenciales del cambio estructural mientras los palomeaba un gis. “Las maestras y maestros de México hemos luchado por la Reforma Educativa. Por eso decimos, sí a un Sistema Nacional de Evaluación Integral. Sí a un Servicio Profesional Docente. Sí a un Sistema de Información y Gestión Educativa. Sí a garantizar los derechos laborales de los maestros. El SNTE, los maestros que impulsamos la reforma educativa porque sí queremos cambiar a México”.

Pero las calles gritaban otra realidad. Por lo menos cien maestros que se oponían a los cambios fueron detenidos en toda la República. Unos fueron liberados antes de que se les fincaran delitos, pero otros como Juan Carlos Orozco Matus, Othón Nazariega Segura, Efraín Picazo Pérez y Roberto Abel Jiménez García, de Oaxaca, fueron recluidos en la cárcel de máxima seguridad Centro Federal de Readaptación Social Número 1 El Altiplano, en octubre de 2015.

En agosto de 2018, el ambicioso proyecto que transformaría el sistema educativo de México, tambalea. Esteban Moctezuma Barragán, propuesto para la SEP por el Presidente electo, Andrés Manuel López Obrador, informó el pasado 8 de julio que el cambio estructural será derogado en cuanto se conforme un nuevo marco jurídico. Para preparar la nueva ley, el político que desde la campaña fue mencionado para la dependencia y que integró el Gabinete de Ernesto Zedillo como Secretario de Gobernación, precisó que se realizarán consultas. “… Van a participar los maestros, los padres de familia, las autoridades educativas, estatales y federales, los integrantes de los consejos de participación ciudadana en las escuelas”.

Hay una pieza fundamental en el rompecabezas de la Reforma Educativa. La ex dirigente nacional del SNTE, Elba Esther Gordillo Morales, excluida del proyecto y detenida en febrero de 2013 por delitos asociados al Lavado de Dinero y delincuencia organizada, fue exonerada por un magistrado federal y libró todas las acusaciones que le fincó la Procuraduría General de la República (PGR).

***

De una planilla única, Juan Díaz de la Torre fue elegido como dirigente del sindicato de los maestros, la madrugada del jueves 28 de febrero, dos días después de la detención de Elba Esther Gordillo. Un mes después, el Presidente Enrique Peña Nieto lo recibió en la residencia oficial de Los Pinos.

Díaz de la Torre inició su vida gremial cuando andaba en sus veinte años de vida. Fue cercano a Juan Alcalá Espitia, dirigente de la sección 16 en Jalisco y de Carlos Jongitud Barrios, quien creó Vanguardia Revolucionaria, la planilla a través de la cual logró hacerse de la dirigencia general del sindicato de 1974 a 1989.

Elba Esther Gordillo lo sustituyó. Y desde entonces, Díaz de la Torre se le unió. En 2000, ella lo convirtió en líder de la sección 16 y dos años después fue el dirigente del partido político que ese mismo año creó, Nueva Alianza (Panal).

Cuando Gordillo cayó en desgracia y fue detenida, Díaz de la Torre no se presentó a declarar en su descargo. Por el contrario, empezó un arduo trabajo al lado de los Secretarios de Educación durante el sexenio de Enrique Peña Nieto con los que firmó 15 convenios para recibir millones de pesos para varios programas; sobre todo, para impulsar la Reforma Educativa. Durante su gestión, unos 200 mil mentores se jubilaron con anticipación, según datos del propio sindicato.

screen-shot-2018-08-18-at-00-06-13.png

Deja un comentario