Geek Tecnología

¿Cómo proteger tu celular ante caídas y golpes?

Tener un celular es casi un objeto de lujo, ya que si queremos contar con alguno de los modelos más recientes de las grandes marcas de smarphones, tendremos que desembolsar una cantidad considerable de dinero.

Debido a que estos dispositivos los traemos con nosotros casi todo el día, es muy probable que en un descuido se nos caiga de las manos y nuestra inversión de fracture en varios pedacitos en cuestión de segundos, es por eso que aquí te mostramos de qué manera puedes proteger tu celular contra caídas y golpes.

Según una encuesta realizada por la empresa norteamericana dedicada a las telecomunicaciones, Motorola, al 50 por ciento de las personas a nivel internacional se les ha roto la pantalla de su celular al menos una vez en la vida. Incluso el 21 por ciento de los celulares actuales en los Estados Unidos cuentan con alguna grieta o fisura en sus pantallas y carcasas. Cada vez es más común ver a personas con smartphones cuyos displays se encuentran completamente craquelados, debido a que las reparaciones pueden llegar a costar una suma significativa de dinero.

crack.png

Una de las recomendaciones básicas para todo aquel usuario que pretenda proteger su celular de grietas y fracturas es comprar la protección física ideal para su smartphone, ya que como menciona el experto en temas de tecnología, Simon Hill a BBC Mundo: «El protector es fundamental por dos razones: ayuda a alargar la vida de un objeto que utilizamos a diario y dos, muchas veces evita caer en costosas reparaciones, entre las opciones de un protector o un cubrepantallas, sin dudarlo, el protector es la mejor evitar daños en el celular» comentó Hill.

Cómo proteger tu pantalla

La pantalla es sin dudas la parte más frágil del celular y la más propensa a romperse. La mayoría de las persona considera que la protección ideal contra fracturas en la pantalla es utilizar protecciones de plástico suave (aquellas que solo cubren al celular con una funda hecha de silicón), sin embargo, la causa principal para que las pantallas se fracturen es cuando el celular se golpea en una de las esquinas, las cuales no están bien protegidas por las fundas suaves. Así mismo, muchos expertos en celulares consideran que este tipo de protecciones no evitan los rayones en las pantallas por los objetos que usualmente traemos en los bolsillos como llaves y monedas.

silicon case 22.png

Una solución sería comprar un protector de pantallas para nuestro celular, un accesorio que existe en distintas presentaciones hechas de materiales diversos, desde plástico hasta cristal, sin embargo, Hill considera que ningún protector de pantalla nos protegerá al cien por ciento de una caída fuerte, ya que su uso es exclusivo para evitar rayones.

Las fundas

En cuanto a protección se refiere, no existe mejor opción que las fundas, ya que éstas logran proteger las zonas más vulnerables de los celulares, sin embargo, en el mercado existen cientos de fundas diferentes y en ocasiones puede ser difícil encontrar aquella que haga bien su trabajo y proteja a nuestro celular de caídas fuertes. Según Hill, la funda ideal es aquella que cubra totalmente nuestro celular y que esté hecha de materiales resistentes, por ejemplo, hay unas fundas que se hacen llamar de «uso militar» que están hechas de kevlar (un polímero sintético resistente con el que hacen cascos y chalecos antibalas) y que protegerán a nuestro celular de caídas, agua y polvo, sin embargo, en ocasiones pueden llegar a ser incómodas: «Son efectivos, sin duda, además porque son probados contra varias caídas. Sin embargo, son difíciles de llevar en un bolsillo o en la billetera. Solo los recomiendo cuando se está en condiciones extremas» menciona Hill.

kevlar case

Para la mejor protección recomendamos utilizar un buen protector de pantallas (los mejores que hay actualmente son aquellos hechos de cristal) combinado con una funda que cubra la totalidad de nuestro celular con un material resistente, así mismo, recomendamos no llevar el dispositivos en lugares donde esté en contacto con objetos que lo lleguen a rayar, como es el caso de los bolsillos, donde generalmente llevamos monedas y llaves.

Deja un comentario